Container IKOR

La famosa fábula de Esopo narra la historia de una hormiga que en previsión del duro invierno y gracias a su solvencia financiera se aprovisiona de mucha comida. La cigarra, cuidando no incrementar su capital circulante, no puede almacenarse de tanta comida y se encuentra  al llegar el invierno sin provisiones suficientes por lo que acude a la hormiga en busca de ayuda. Esta le ofrece su ayuda, pero a cambio de un incremento en el precio…

No recuerdo exactamente la fábula, pero más o menos creo haber captado el mensaje de Esopo. ¡Quien tiene la capacidad financiera también tiene el poder! Quizás esta es una interpretación demasiado subjetiva, pero lo que sí es objetivo, es que hoy día y en la coyuntura mundial de recesión en la que todavía nos encontramos es fundamental para las empresas cuidar su capital circulante. La filosofía Lean nos lleva al flujo pieza, a los sistemas pull con el objetivo de reducir el inventario

Es evidente que al negociar volúmenes mayores podemos obtener precios más competitivos. La pregunta es, ¿qué resulta más beneficioso…? ¿Pagar más a la hormiga cuando necesitemos el material o cargar con los costes financieros de mantener el stock durante meses y contemplar además la posibilidad de que se obsolete?

La Cantidad Económica de Pedido (EOQ) es un modelo de cantidad fija el cual busca determinar mediante la intersección gráfica de los costos de ordenar y los costos de mantenimiento el menor costo total posible. Este método es válido solamente bajo unos supuestos pero nos servirá de ejemplo para exponer nuestra idea, veámoslo gráficamente:

Grafico IKOR

La fórmula original de ECP  (D= demanda anual, S= costos indirectos de compras por unidad, H=Costo anual de mantenimiento por unidad) data de 1913 donde no existían sistemas de gestión de compras y se necesitaba de muchas hormigas para gestionar manual de las compras. Hoy día existen fórmulas mejoradas que permiten tener en cuenta el descuento por volúmenes como por ejemplo

Donde Z=Demanda, H= Costo anual de mantenimiento por unidad, δ =cantidad de inventario delta necesaria para alcanzar el punto de reorden y P= precio de compra por unidad

De cualquier forma y dejando las fórmulas matemáticas a un lado desde el Grupo IKOR les replanteamos la fábula de Esopo. Vuelvan a mirar el gráfico y fíjense en los costes por mantenimiento de inventario y vean cómo afectan al coste, no solo hay que mirar el coste de compra como hace la hormiga sino que es igualmente importante calcular el coste de mantenimiento del inventario ya que  ambos factores afectarán a la rentabilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre Ikor

Somos una compañía global comprometida con la innovación que ofrece servicios integrales de diseño y fabricación de circuitos electrónicos (EMS) incluyendo soluciones completas de cadena de suministro a las compañías industriales y tecnológicas líderes en el mundo.

Category

Lean Manufacturing

Tags

, ,