Water drops-IKOR

En el mundo del montaje electrónico la humedad puede jugar un papel muy peligroso. Los componentes, sobre todo los que tienen un encapsulado plástico, pueden absorber humedad del ambiente si no están correctamente envasados.Al entrar los componentes en los procesos habituales de soldadura en los que pasan en muy poco tiempo de una temperatura ambiente a temperaturas muy altas estas gotitas de humedad incrustada se convierten en vapor y provocan una explosión interna. Esto se conoce como “efecto palomitas de maíz”. Esto puede provocar roturas o deformaciones en el encapsulado plástico.

En el mejor de los casos el fallo es inmediato y los circuitos fallan en las pruebas que se aplican a los circuitos antes de entregar a nuestros clientes. Pero los peores casos son los fallos latentes, que funcionan en las pruebas y terminan fallando al cabo de unos días, cuando ya puede haber una gran cantidad en el mercado y puede producirse una epidemia.

Por ese motivo en el Grupo IKOR tenemos unos controles preventivos y buenas prácticas para evitar cualquier riesgo para nuestros clientes.  La temperatura y la humedad están controladas dentro de los límites máximos de seguridad, que en este caso son 30ºC y 60%.

Los componentes sensibles están envasados en condiciones seguras al vacío y con desecantes y tarjetas indicadoras de humedad. Una vez abierto el embalaje, se controla estrictamente el tiempo que permanecen abiertos de manera que nunca sobrepasemos el límite aceptable. Una vez usados, se re envasan al vacío. Los componentes más sensibles se guardan en cámaras especiales de muy baja humedad controlada. En los casos en los que el tiempo de exposición supera el máximo permitido se hornean (se secan) para eliminar esa humedad de manera controlada y segura.

El tiempo de exposición lo sabemos porque existe un número, llamado nivel MSL, que se indica en la etiqueta pegada en los rollos de componentes sensibles. Cuanto más alto el número menos tiempo pueden mantenerse abiertos ya que absorben la humedad con mayor rapidez. Esta numeración está regulada por las normas IPC y va desde el 1 al 6. Por ejemplo, un componente de MSL 2 puede aguantar un año, pero un MSL 3 sólo puede mantenerse fuera de su embalaje durante una semana. Los niveles 3 o superior son ya muy habituales por la mayor temperatura de soldadura desde que entró en vigor la normativa RoHS y por el uso cada vez mayor de componentes sensibles como los formatos BGAs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre Ikor

Somos una compañía global comprometida con la innovación que ofrece servicios integrales de diseño y fabricación de circuitos electrónicos (EMS) incluyendo soluciones completas de cadena de suministro a las compañías industriales y tecnológicas líderes en el mundo.

Category

Sistemas electrónicos, General

Tags

, , ,